Home Mundo Sacrificaron 52 animales por un nuevo foco de gripe aviar

Sacrificaron 52 animales por un nuevo foco de gripe aviar

55
0

26 de mayo 2023 – 21:29

Se detectó en aves de traspatio en el departamento de Lavalleja. Suman 14 los brotes en distintos departamentos de Uruguay.

Se detectó un nuevo foco de gripe aviar en Uruguay y ya suman 14 desde febrero.
Foto: Presidencia

El Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) detectó un nuevo foco de gripe aviar en aves de traspatio de Lavalleja y se procedió a sacrificar un total de 52 animales, en el marco del decimocuarto núcleo al que llega la enfermedad desde que se detectó el primer caso en Uruguay.

El episodio tuvo lugar en un establecimiento de Solís de Mataojo, según confirmó el subsecretario de Ambiente, Gerardo Amarilla, a Subrayado. A pesar de que se decretó la emergencia sanitaria y la situación no afecta al consumo normal de huevos y carne de pollo, en el sector productivo permanece el temor de que los contagios se trasladen al circuito comercial.

Tras la detección del caso de gripe aviar, trabajadores del Centro Coordinador de Emergencias Departamentales (Cecoed) de Lavalleja y técnicos del Ministerio de Ambiente se acercaron a evaluar la situación. Una vez allí, tuvieron que sacrificar a 52 ejemplares entre gallinas y patos, de acuerdo al protocolo vigente.

Los técnicos supervisaron otros animales en la zona y no encontraron más casos. Sin embargo, desde la aparición del primer animal enfermo en febrero, el MGAP declaró la emergencia sanitaria a fin de contener la situación con medidas de control y prevención. Desde entonces, ocho focos se observaron en aves de traspatio y otros seis en aves silvestres.

Avanza la vacunación, aunque el gobierno tuvo que descartar una partida

El MGAP impulsó la vacunación obligatoria para intentar detener el avance de la gripe aviar y en tal sentido adquirió 10 millones de dosis en laboratorios de Francia y México, invirtiendo un total de 4 millones de dólares. Sin embargo, semanas atrás se vio forzado a tirar una partida de vacunas.

Al explicar por qué tuvo que desechar las dosis, desde el Ministerio precisaron que no tenían la temperatura correcta, algo por lo que el laboratorio mexicano se hizo cargo y asumió el error. Así, garantizó la llegada de una nueva partida, aunque provocó que se postergue el calendario de vacunación.